"No existen más que dos reglas para escribir: Tener algo que decir y decirlo."
Oscar Wilde



sábado, 26 de marzo de 2016

Vacaciones en Semana Santa






VACACIONES EN SEMANA SANTA




Hola gente maja, feliz semana.

Bueno! ya se pasaron los cinco días de fiesta y descanso de la Semana Santa. Se que algunos tienen más días, pero yo no. 
La Procesión en el Pueblo
Los que tuvimos la suerte de salir y bajar hacia el Sur lo pasamos bien pero ya estamos de vuelta. Han sido muy pocos días. Algunos amigos de la cuadrilla y yo que hemos estado por tierras andaluzas, estamos contentos de los días,"pocos" que pasamos por el Sur, a la vez que sorprendidos. Esto de sorprendidos luego lo comprenderéis cuando os cuente..

Estamos contentos por muchos motivos. Por todo el ambiente que se forma esa semana por la tierra andaluza, un ambiente genial.. También por sus gentes, muy hospitalarios siempre y muy buenas personas. El tiempo, pues un poco de sol y sombra. Contentos también por el ambiente en sus calles, en sus bares , con sus tapas, -lo que aquí llamamos pintxos-, que allí tienen la suerte de que en muchos bares son gratis dichas tapas si tomas una consumición y aquí, en Donosti sin embargo el pintxo nos cuesta entre 2 o 3 euros aparte de la bebida, o sea, que un txikito de Rioja, es decir, un vino pequeño, con un pintxo nos puede salir y nos sale por 5 y en ciertos bares 6 euros. 

Estando por allí abajo en ocasiones me recordaba, a nosotros Vascos como somos y estando por el sur, pues me recordaba a la Película "8 apellidos vascos" o también la serie de Antena 3   "Allí abajo" 

Otra de las cosas que nos llamó la atención y nos sorprendió fue la representación de la pasión que vimos en un pueblo cercano a Sevilla. Uno no muy grande, más bien pequeño que precisamente ahora no recuerdo su nombre, pero lo que sí recuerdo es que iban a celebrar una procesión, donde todos los personajes de la representación de la pasión eran gentes del propio pueblo. Tanto el que hacía de Cristo, como el Judas, o María Magdalena, o los que hacían de Romanos, etc, etc. todos eran vecinos del pueblo. Además parece ser que este año, por un sistema de rotación de los hombres del pueblo, el papel de Cristo lo representaba el carnicero del mismo pueblo, un tal Juan José. Que allí es mas conocido por Juan el chistorras. Claro, también vende chistorras en su carnicería y será por eso,...digo yo, vamos!!
Cristo o el Chistorras en plena Pasión

Pero tanto mis amigos como yo notábamos algo extraño. Se palpaba un poco de mal rollo en el ambiente, entre ellos mismos. Estaba todo muy enrarecido. 
Ya para empezar algunos de los que hacían de Romanos e iban vestidos de ello, en lugar de llevar el reglamentario látigo de cartón piedra como se les entregó, parece que lo cambiaron a escondidas y llevaban los látigos de achuchar y zurrar a las mulas,.y eso, hummmmmm!!..eso no olía muy bien, algo se estaba tramando. Aquí se cocía algo y no muy bueno precisamente.

La calle mayor del pueblo  estaba en cuesta y por allí tendría que subir la procesión con Cristo, o sea, el carnicero chistorras,..bueno! el que hacía del Señor,..en fin! ya me comprendéis! no? pues se supone que por allí tendría que subir con la cruz a cuestas

Nos sorprendió cuando vimos como le cogían y ataban fuertemente a Cristo con una cuerda como para escalar el Everest, pero como si estarían sobreactuando, pasándose mucho con él y luego con unos empujones muy fuertes y de muy malos modos le pusieron en mitad de la calle mayor solo vestido con un taparrabos de tela de un saco de la panadería. 

Luego, más tarde, sobre el hombro, para que la llevara, le dejaron caer la cruz, pero no la cruz que estaba preparada, que era una cruz de corcho sin peso alguno, no!, sino una cruz de tamaño natural de roble macizo con incrustaciones de hierro forjado y que es la cruz que adorna la entrada de la iglesia y según nos dijeron era la cruz de unos de los dos ladrones, que según la historia estuvieron a la derecha e izquierda de Cristo. 

El pobre Juan José ante semejante impacto notó como la clavícula hacia un extraño ruido,..así como un !crakk!..como cuando se parte un hueso y de eso Juan José sabe mucho. Y es lógico, al ser carnicero sabe lo que es partir los huesos de los corderos, las cabras, los cerdos,..etc. 

Los Romanos, o sea, Félix el cerrajero, Antonio, el de la panadería, Fernando el pescatero, incluso Don Martín el de la ventanilla del banco, vestidos con sus trajes de romanos, todos ellos comenzaron a hostiarlo sin piedad a latigazo limpio. Uno de los Romanos, Félix el cerrajero, le daba con el buzo de trabajo sin percatarse que en su bolsillo todavía estaba la llave inglesa. Fijaros que dolor para Cristo el chistorras.
Aquí con la Antonia poniéndole al día

Cristo,..bueno! Juan José, caído en el suelo no sabía por dónde le venían las hostias, nunca mejor dicho.. María Magdalena, que era la Antonia y la señora del cerrajero, se le acercó y aprovechando que le tiraba medio litro colonia de Lavanda por encima como dice la Biblia, se agacho y le dijo al oído,.-Juan José, se han enterado de lo nuestro y mi marido esta de muy mala leche y te quiere crucificar, pero nada de atarte con cuerdas como estaba previsto, lo van hacer con clavos del 12-.

!!Queeeeee!!! dijo el chistorras.nada más escuchar eso.    Cristo,..bueno! Juan José, abrió los ojos como un besugo de grande y de un salto se levantó  como un rayo, cayéndosele el taparrabos que le tapaba el ciruelo y salió cuesta arriba en pelotas como alma que lleva el diablo con medio pueblo siguiéndole detrás. Todos ellos eran hombres, y no le seguían por la carne dura que les había vendido, no, era por la carne blanda de sus mujeres, que Cristo,..bueno, que Juan José el chistorras se las había beneficiado.

Aquello no queríamos verlo, era desagradable y no quisimos quedarnos más tiempo, porque la cosa se había puesto muy fea y preferíamos volvernos. No queríamos ver líos.

Una vez aquí ya, en Donosti, miramos Internet por si ponía algo al respecto, pero no, no vimos ninguna noticia sobre lo acontecido en aquel pequeño pueblo. Posiblemente Juan José, el carnicero, el chistorras se haya tenido que ir a otro pueblo donde no le conozcan.

Pobre Juan, o sea,  pobre Cristo, aunque hay que reconocer que él se lo había buscado.

Bueno, pues así ha sido nuestros días de fiesta. Un poco más y vemos una  crucifixión real.  Desde luego sí que podemos decir que nuestra semana santa ha sido totalmente auténtica y bíblica

Os he contado nuestros días de descanso, pero como siempre os digo, es un placer el hacerlo para vosotros. Un beso y un abrazo amigos.   Hasta la próxima.

arkaitz

VOTAR BITACORAS

7 comentarios:

  1. Un poco más y crucifican de verdad al carnicero. En algunos lugares no se andan con chiquitas. Y lo del tapeo en Andalucía está muy bien. En algunos lugares, como Granada, con tres cervezas o tres vinos te vas cenado para casa. En otros, como Cádiz o Málaga te pones morado de pescaíto frito por un precio muy razonable. Buena relación calidad- precio.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo de las tapas esta pero que muy bien Cayetano, por una cerveza nos daban una tapa. Fíjate, yo vivo en una ciudad que es famosa por las tapas, aquí los llamamos pintxos, pero cuando vas por ahí ves que también hay otros lugares donde los hay y encima gratis. Eso se agradece.
      Y del carnicero el chistorras que decir!!...pues imagino andará con la clavícula jodida y escondiéndose de todos sus colegas del pueblo o quizás lo que pensé cuando vine, igual se ha ido a otro lugar para estar mas tranquilo...jejeje. Desde luego que no se le olvidara el día que hizo de Cristo en una Semana Santa.
      En fin Cayetano, que te agradezco mucho que hayas escrito tu opinión. Un abrazo amigo!!

      Eliminar
  2. Pader Santo! si que me muero de la risa, este Juan si que casi no cuenta el chiste, cacho más y le ponen los clavos, suerte que la mujer le avisa, un abrazo enorme :)

    ResponderEliminar
  3. Querida Regina, me alegra muchísimo cada vez que me decís que os habéis reído mucho leyendo lo que he escrito, porque es lo que pretendo y eso me alegra. Eso si Regina, ríete mucho pero sin morirte, eh!! no me pegues sustos!...jeje.

    Pues si Regina, tuvo la suerte el carnicero que la mujer con quien había tenido el affaire le dijo al oído que se habían enterado y pudo echar a correr aunque fuera en pelotas,..pero se libro de los clavos. jejeje. Joer con el carnicero Cristo, menudo elemento :)
    Regina,...gracias por estar y un beso muy grande.

    ResponderEliminar
  4. Jajajajaaaaa!! Desopilante, Arkaitz!!!
    Qué representación de la Pasión que has visto!! Inolvidable!!!
    Sobre todo para "Juan el chistorras" Jejejejee!!!
    Gracias por tu humor, querido amigo!!
    Muxus!!
    Lau.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajaja.....Gracias amiga Lau, veo que te has reído o sea que estoy contento por ello. No se si habrá gente que se haya ofendido,....espero que no, mi intención desde luego no era esa. Lo que dices llevas razón. el pobre chistorras lo va a pasar muy mal si continua en la carnicería, tendrá que mudarse a otro pueblo. La Pasión desde luego él la ha vivido personalmente.....jejeje. Un muxu muy grande Laura!! y muchas gracias!

      Eliminar
  5. jajajajajajjaja me parto de la risa contigo! Qué ocurrencias tienes, POR DIOS!!!
    Es un placer leerte siempre. Me alegras el día querido Ark.

    Un bisou. :)

    ResponderEliminar


Botones Twitter
Bitacoras.com
Copyright © - El Rincón de Arkaitz